de Trenque Lauquen
Miércoles 02 de Diciembre de 2020

Quieren otro sistema de indexación

Reclaman cambios también en los créditos UVA para automotores

Un crédito tomado en 2017 por 250 mil pesos que comenzó con una cuota de 5.800, hoy asciende a 16.000 y el capital adeudado sigue siendo el mismo.

Una persona -cualquiera- que en 2017 decidió aprovechar la oportunidad de tomar un crédito personal o prendario de unos 250.000 pesos para comprarse un auto -cualquiera- aprovechando los beneficios de un sistema que, anunciado desde el gobierno como una herramienta inmejorable para alcanzar el sueño, le permitía pagar una cuota de 5.800 pesos, actualmente abona 16.000 y todavía debe el mismo capital y le resta un año para cancelar.

No hay mejor manera de graficar lo que están viviendo las personas que tomaron créditos UVA y que hoy le exigen a las autoridades de turno una solución que modifique la indexación que utiliza este sistema.

Según datos que aportó Ana Cora Rodríguez, del grupo de Autoconvocados UVA Automotor del Departamento Judicial de Trenque Lauquen que incluye a todos los distritos que forman parte de éste, existen hoy “alrededor de 950 familias” involucradas en estos créditos, que a partir “de tener una doble indexación, en la cuota y en el capital, se hace realmente imposible sostener el pago cómodo como se solicitó en su momento para cada familia” explicó en diálogo con el programa “La Letra Chica” que se emite por Radio Omega.

Rodríguez confesó que este sistema verdaderamente los está “ahogando”, y fue así como “estos grupos se fueron formando en todo el país”. El movimiento “comenzó en febrero justo en la puerta de la pandemia”. “Y tal vez por eso nuestro trabajo no ha sido tan visible como lo es el grupo de tomadores de créditos hipotecarios” explicó la vecina.

Supera los ingresos

Según explicó Rodríguez, “esta indexación va superando ampliamente el aumento de los ingresos de las personas”. “Por eso, cuando salió el decreto de Banco Central, lo que se hizo fue solicitar una prórroga que en primer momento sólo era para hipotecarios, porque los bancos desconocían los créditos automotor, de los que somos la mayoría, y que también en gran parte de los casos es utilizado como medio de ingresos”, comentó.

Estos créditos en su mayoría “fueron tomados por empleados públicos, son descontados directamente de los haberes entonces la morosidad es muy baja, y si la lectura que hacen los bancos es esa, lógico que la morosidad va a ser así” criticó la entrevistada, quien celebró haber conseguido el “stop debit” que frenó el descuento seis meses hasta el 30 de septiembre próximo.

En ese marco, Rodríguez aseguró que aún no han recibido ninguna comunicación de los bancos “para saber si esto va a seguir, sabiendo que sólo es un paliativo y no la solución para continuar con este crédito” que asegura los “está ahogando”. Y sentenció: “En ese contexto se elige entre comer o pagar la cuota”.

Por último, Ana Cora Rodríguez le exigió a las autoridades que “frenen la indexación por UVA, no sólo de la cuota sino también del capital”. “Esto ha derivado en diferentes presentaciones judiciales porque en algunos casos la cuota ha superado el 80 por ciento de los haberes de quien tomó el préstamo”, dijo. Y concluyó: “El Banco Central tiene el deber de intervenir de acuerdo a sus estatutos, en defensa de los usuarios financieros y creo que no existe momento ni contexto mejor y más oportuno de hacerlo que ahora”.

Más notas de la sección
Cargando...