“Miren, soy un caballo”

Temas de mi ciudad

Parece que el pequeño perrito no se rinde en su sueño de ser caballo. Hace algún tiempo, este simpático ejemplar canino ya había sido protagonista de esta sección de diario La Opinión y también por la misma razón: en el medio de un partido de polo, se le dio por meterse en la cancha y corretear por todos sus sectores al ritmo del resto de los animales y sus jinetes. Algunos dicen que esta acción se debe a su deseo de demostrar que él también es un caballo, aunque su físico no lo represente.

La presente imagen fue tomada el pasado sábado mientras se disputaba en la ciudad una nueva edición de la Copa Quico Zubía. Sin embargo, por más esfuerzo que el pequeño perro hizo, no convenció a nadie de ser un caballo.