Marchas en las provincias por el Día Internacional de la Lucha contra la Violencia hacia la Mujer

Militantes de organizaciones y del colectivo feminista marcharon por las calles de distintas ciudades del país. “Ni una menos, vivas nos queremos”, “Ni un paso atrás”, “ni un derecho menos, ni un ajuste más” , entre las consignas.

“Ni un paso atrás”, la consigna central en Misiones

Militantes de organizaciones y del colectivo feminista marcharon en la tarde del viernes por las calles de la ciudad misionera de Posadas por el 25N, “Día de la No Violencia contra las Mujeres” que se conmemora este sábado, a la que calificaron como “una jornada de lucha”.

Las columnas de mujeres caminaron desde el mástil de la avenida Mitre y calle Junín, donde se concentraron, hasta la Plaza Nueve de Julio, frente a la Casa de Gobierno de Misiones, con pancartas que pedían, “Ni un paso atrás”, “Ni un derecho menos, ni un ajuste más”, “Nos tenemos” y “En defensa de nuestros derechos”.

Carolina Maidana, coordinadora provincial de Mujeres de la Matria Latinoamericana (Mumalá), destacó la importancia de esta fecha y manifestó: “Nos reunimos hoy las organizaciones para manifestar y visibilizar la violencia sobre todo sobre la mujer y en contra de la discriminación, para que la sociedad se siga involucrando”.

“Es un camino largo por recorrer y se necesita el acompañamiento de la sociedad, pero también del estado”, dijo la coordinadora.

Maidana explicó que es importante la participación de toda la comunidad ya que el día alude a la “eliminación de la violencia contra la mujer que principalmente es ejercida por varones”.

“Desde la organización demostramos mediante nuestro observatorio que la violencia hacia la mujer en la última instancia es ejercida por varones, por eso es muy importante que se involucren y que podamos apostar a nuevas masculinidades”, sostuvo.

“La violencia no es sólo un problema de la mujer, sino que también requiere de un involucramiento de la sociedad”, aseguró Carolina Maidana.

Una marea verde y violeta recorrió las calles de Bariloche

Un centenar de mujeres ataviadas en su mayoría con prendas verdes o violetas atravesó en la tarde del viernes el centro de Bariloche con consignas contra la violencia contra las mujeres y recordando los nombres de muchas víctimas de femicidios en el ámbito local.

“Ni una menos, vivas nos queremos”; “vecino, vecina, no sea indiferente, nos matan a las pibas en la cara de la gente” y “no estamos todes, falta Tehuel”, fueron algunas de las consignas que más se repitieron en el trayecto de más de un kilómetro que terminó en el Centro Cívico.

Intercaladas con esas consignas, y con la proclama “presente, ahora y siempre”, se recordaban los nombres de víctimas barilochenses de femicidios, como Valeria Coppa, Ruth Sagaut, Natalia Báez, Micaela Bravo, Brenda Díaz, Guadalupe Curual, Daniela Carco, Giselle Monje, María Belén Zúñiga, Laura Domínguez y Alen Coronado, entre otras.

La movilización, en la que destacaba una bandera palestina en el frente, se detuvo al pasar por la catedral local y le dedicó algunos cánticos, como “Iglesia, Estado, asuntos separados”, y “ustedes se callaron, cuando se los llevaron”.

Al llegar al Centro Cívico, se leyó un documento en el que destacaron el llamado a la unidad “en la defensa de nuestros derechos, contra la derecha, los negacionistas y el FMI”, la demanda por “la plena implementación de las leyes contra la violencia de género y la ley Micaela”, además del pedido de “presupuesto para casas refugio”, entre otras proclamas.

“Nos convocamos porque la violencia no cesa, muy por el contrario, en este contexto de crisis económica y social la violencia de género se recrudece”, planteó el documento, que caracterizó a la “situación política” actual como un momento “que nos exige la más amplia unidad en la defensa de nuestros derechos, contra la derecha, los negacionistas y el FMI”.

“Nuestra vida corre peligro todos los días cuando ocurre un femicidio cada 28 horas en nuestro país”, cuestionaron las mujeres movilizadas, e hicieron referencia al informe del observatorio “Ahora que si nos ven”, que registra 231 femicidios en Argentina a septiembre de 2023, “superando en estos meses los números de todo el año anterior”.

A estas cifras se le suman “la violencia creciente que atraviesa el colectivo LGBTIQ+ como producto del avance de movimientos antiderechos”, denunciaron, y recordaron a Tehuel de la Torre, joven trans desaparecido desde el 11 de marzo de 2021.

También “defendemos de manera inclaudicable nuestro derecho al aborto legal, seguro y gratuito, una ley que construimos y militamos por años con la histórica marea verde de miles y miles”, sostuvieron, y destacaron: “Decimos fuerte: en las calles lo ganamos y en las calles lo vamos a defender”.

En este sentido, hubo otra mención especial al “movimiento antiderechos” del contexto político actual.

“Se atreven a cuestionar una de las leyes más debatidas democráticamente, construida desde abajo, que peleamos durante años con miles y miles de acciones y compañeres en las calles. Una ley que sacó de la clandestinidad una práctica que se cobraba la vida de cientos de personas gestantes al año y que nos negaba la posibilidad de decidir sobre nuestros cuerpos y nuestras vidas. ¡A elles les decimos que no pasarán!”, puntualizaron.

“Nos movilizamos también en defensa de la plena presencia e implementación de la Educación Sexual Integral en nuestras escuelas. Porque queremos infancias y juventudes educadas en el cuidado del propio cuerpo desde una perspectiva de derechos, que respete y reivindique el derecho a elegir en la construcción de la propia identidad”, manifestaron.

Masiva marcha para decir “ni un paso atrás” en Santiago del Estero

Organizaciones sociales y feministas protagonizaron el viernes una multitudinaria marcha en la capital de la provincia de Santiago del Estero bajo la consigna “ni un paso atrás”, “ni un derecho menos, ni un ajuste más” y “en defensa de nuestros derechos”.

Durante la tarde, la concentración tuvo lugar en la esquina de Belgrano y Alvear, en el centro de la capital santiagueña, para marchar hacia la plaza Libertad, en donde leyeron un documento en el que pidieron “no volver atrás” y destacaron que “son momentos complicados y por eso el movimiento de mujeres está más unificado que nunca”.

“Este contexto que se vive este 25 de noviembre es muy difícil”, dijo a Télam Natalia Gabellini, integrante de Ni una Menos, delegación Santiago del Estero, porque cuando “se implementan políticas económicas neoliberales, con privatizaciones en la esfera de los derechos sociales y los recursos necesarios para la vida y la soberanía de nuestro país, no solo impacta primeramente en nuestro colectivo por una serie de factores vinculados a la discriminación y desigualdad que atravesamos, sino que recrudece de manera directamente proporcional en la violencia contra las mujeres y diversidades”.

A la vez, sostuvo que “la preocupación esta vez tiene otra impronta, porque entendemos que el gobierno entrante tiene no solamente este tipo de propuesta, sino que niega la desigualdad, por lo tanto no tiene intención de abordarla, dejando enormes sectores de la población por fuera de la planificación de su proyecto de gobierno”.

Por lo tanto, puntualizó que entre todos, todas y todes “debemos frenar lo más pronto posible la escalada de violencia generalizada”.

En ese sentido, dijo avanzar en “buscar estrategias para el cuidado de la colectividad, cuidar las redes, ser solidarias hacia dentro y fuera de nuestras organizaciones”.

“Hoy salimos a las calles para decir que no vamos a dar un paso atrás en lo que tanto nos ha costado conseguir”, enfatizó Gabellini.

Las organizaciones que participaron fueron el Bloque Feminista Popular (Ni Una Menos SDE), Corriente Pueblo Unido, Somos Barrios de Pie, Marea Diversidad, Movimiento de Trabajadores Excluidos, APDH, Matria, Red de Abogadas Feministas, Nuestramerica y La Colectiva.

También se movilizaron Mala Junta, Plenario de Trabajadoras, Juntas y a la Izquierda, Grito del corazón, Red disidente, MuMaLá, Identidad, CTA, Socorro rosa, Isadora, Política obrera, Campaña x el aborto legal, Frente de Organizaciones de Lucha, Mujeres Encuentreras Fernández, Entramado Colectivo de Trabajo Social, Movimiento Evita y Mariposas MP.

Marcharon en Córdoba “contra el ajuste, la ultraderecha, el negacionismo y el FMI”

Agrupaciones y colectivos nucleados en ‘Ni Una Menos Córdoba’ se movilizaron en la tarde del viernes en la capital de la provincia, bajo las consignas “‘Ni un derecho menos, ni un ajuste más. A las calles contra la ultraderecha, los negacionistas, el FMI y contra el genocidio del pueblo palestino”.

La concentración se realizó a las 18 en la intersección de Colón y Cañada, en el centro de la ciudad de Córdoba, para luego marchar unas diez cuadras hasta el paseo comercial del Patio Olmos, donde se efectuó el pronunciamiento “defensa de los derechos feministas conquistados”,

“Salimos a marchar abrazando la lucha por infancias, adolescencias y maternidades libres de violencias, sumándonos al #GritoGlobalContraElAbusoSexual”, se resaltó en el documento.

Además, las manifestantes cuestionan al gobierno provincial por las “políticas de ajuste, la precarización laboral, la criminalización de las protestas, el extractivismo a los recursos naturales, los ataques a jubilados y estatales”.

Por otra parte el Colectivo Más Democracia dio a conocer un informe, en el que indican que en la provincia de Córdoba son 35 las mujeres buscadas, quienes están con “sin paraderos conocidos”, por lo tanto exige que se “activen mecanismos y políticas de urgencias para resolver las búsquedas de las mismas”.

Con el pedido de justicia por María Luz Herrera, cientos de mujeres marcharon en Jujuy

Familiares, vecinos y amigos de María Luz Herrera Leaño, la joven desaparecida desde septiembre y cuyo caso se investiga como femicidio en la provincia de Chaco, se plegaron el viernes a la marcha junto a cientos de activistas en Jujuy.

La tenue llovizna que caía en la capital jujeña no impidió que múltiples colectivos de mujeres se pronunciaran en “defensa de los derechos adquiridos” y repudiaron los casos de femicidios y violencia de género que “no cesan en todo el país”, afirmaron.

Tal es el caso de la joven de 26 años María Luz, desaparecida desde el 26 de septiembre último, cuando viajó desde Jujuy a la provincia del Chaco para encontrarse con su pareja, quien junto a su padre permanecen detenidos en el marco de una causa que se investiga como femicidio.

“Nos sumamos a las marchas porque la cantidad de casos de violencia de género es impresionante. Tenemos un femicidio cada 26 horas, es gravísima la situación. No nos damos cuenta que están matando a nuestras hijas, madres y hermanas”, dijo a Télam Sebastián Herrera, padre de María Luz, quien se dirigía a Chaco a participar de una movilización prevista para este sábado.

Sobre el caso de la joven refirió que “el novio de Maria Luz y el padre se encuentran detenidos con prisión preventiva” por el femicidio de su hija, pero también piden la detención de la madre del joven por el “encubrimiento del hecho”.

Para Herrera hay suficientes pruebas para determinar la culpabilidad de los acusados debido a que fueron las últimas personas que vieron con vida a la joven, sumados a los peritajes realizados en torno a los celulares, filmaciones, testimonios y allanamientos realizados.

“Es muy difícil para nosotros llevar adelante este momento porque toda la familia está sufriendo”, refirió para luego reclamar: “Necesitamos saber qué hicieron con mi hija, que me digan donde la dejaron”.

Antes de viajar a Chaco, María Luz residía en el barrio Los Huaicos de San Salvador de Jujuy, proyectaba perfeccionarse en estética en la provincia de Buenos Aires, y antes había incursionado en las carreras de inglés y abogacía.

Durante la marcha de la tarde del viernes familiares, vecinos y amigos de la joven se sumaron a la manifestación con un fuerte pedido por su aparición y de justicia a dos meses de su desaparición.

Por su parte, las activistas de la Multisectorial de Mujeres y Disidencias de Jujuy exigieron “el mantenimiento del Ministerio de las Mujeres, Género y Diversidad” porque no aceptan “que se desmantele el Estado que debe garantizar nuestros derechos”.

Asimismo, rechazaron “la propuesta de privatizar el sistema de jubilaciones y pensiones que garantizaron la jubilación de miles y miles de amas de casa a pesar de años de trabajo doméstico no remunerado”, entre otros derechos “conquistados en las calles”.

“Seguimos siendo las mujeres quienes pagamos con nuestras vidas la violencia machista extrema, con un femicidio cada 35 horas en nuestro país. Seguimos reclamando el desmantelamiento de las redes de trata, y gritamos que las niñeces no son mercancía”, completaron.

“Exigimos se busque a Irma Sosa (mamá de Alejandra Oscari), a Cintia Tolaba y a María Luz Herrera Leaño, desaparecida el 26 de septiembre de este año”, manifestaron finalmente para luego continuar con un momento de música en la plaza principal de San Salvador. (Télam)