Laguna de Gómez: después de la seca, se trabaja en la resiembra del pejerrey

Las lluvias de finales de abril permitieron que la laguna recuperara caudal de agua y, tras tres años de sequía, el nivel de la laguna ya por lo menos llega a la altura del espigón.

Hace exactamente tres meses, las imágenes de la Laguna de Gómez seca se viralizaron. Es que aquella suerte de desierto en Junín era una de las muestras más claras de los efectos de la sequía que afectó al país. Ahora, el panorama el distinto. Y las lluvias de este final de abril permitieron que la laguna recuperara caudal de agua. Tras tres años de sequía, el nivel de la laguna ya por lo menos llega a la altura del espigón.

En la Estación Hidrobiológica de Junín se trabaja en la producción de pejerreyes para volver a sembrar en ese espejo de agua y en otras lagunas del partido de Junín. “Al volver el agua, se generan las condiciones para volver a sembrar pejerrey en Laguna de Gómez, donde esta especie no va a tener ninguna competencia, y se va a desarrollar más la familia del pejerrey”, explica la médica veterinaria Viviana Lobato, al frente de la Estación Hidrobiológica, en diálogo con el diario local Democracia.

Estos años de bajante, no obstante, en el distrito se continuó la siembra de pejerreyes, principalmente en la laguna El Carpincho, que mantuvo un buen nivel de agua. Además, “se harán los pedidos al Ministerio de Desarrollo Agrario y a la Estación Hidrobiológica de Chascomús, para que colaboren para reforzar la siembra a partir de septiembre, ya que tenemos tres lagunas en nuestro distrito”, explicó Lobato.

La Laguna de Gómez aún no recuperó su nivel. “Todavía falta agua para sembrar pejerrey y necesitamos más profundidad. Es importante que el agua haya llegado a la costa de la estación y se mantenga, ya que antes se absorbía. Habrá que esperar qué ocurre después del invierno y a qué profundidad llegará”, agregó la especialista.

Estación Hidrobiológica de Junín

En la Estación Hidrobiológica de Junín los reproductores están en los tanques. Actualmente, dos tanques cuentan con reproductores adultos que están desovando, al igual que el año pasado, cuando sembraron en la laguna El Carpincho. “La Estación siguió sembrando a pesar de que la Laguna de Gómez estuvo seca”, afirmó Lobato, siempre en diálogo con Democracia.

“Este año tenemos un tercer tanque donde estamos haciendo ensayo de unos juveniles que son ovas de uno de los tanques reproductores. En las primeras etapas de vida, la base de alimentación es vivo e inerte. La parte del plancton la estamos extrayendo de lo que es la caída del agua, donde se mantuvo un ojo de agua”, describió Lobato, ya en términos más técnicos.

¿Para qué sirve la siembra del pejerrey?

En la Estación Hidrobiológica situada en el Parque Natural Laguna de Gómez tienen tres objetivos. Uno, la resiembra de la laguna de Gómez “para ayudar a la naturaleza, y más cuando hay sequía o inundaciones, desastres naturales, que generan la merma de la especie”. “Buscamos que haya la mayor cantidad de peces para fomentar la pesca deportiva, ya que las lagunas son públicas destinadas a esta actividad. De esta manera fomentamos el turismo, que llegue gente y que se mueva la economía en la Región”, describió.

Otro objetivo es concientizar sobre la conservación de la especie. Junto con las escuelas, brindar información sobre cómo cuidar a los pejerreyes, su preservación, cómo respetar la veda o el tamaño, “ya que es un recurso que si se preda puede terminarse. Toda la parte educativa es fundamental”.

Y el tercer objetivo es la investigación: “A través de la Unnoba (Universidad Nacional del Noroeste de la Provincia de Buenos Aires), se investigan los ensayos de cría, se anota, y se lleva un registro, ya que investigamos los sistemas de cría”, concluyó Lobato. (DIB) GML