Humedales: la importancia de estos socioecosistemas que ocupan el 35% del territorio bonaerense

Desde el ministerio de Ambiente bonaerense se impulsa el programa Provincial de Humedales y la conformación de un inventario.

En el Mes de los Humedales, desde el Ministerio de Ambiente de la provincia de Buenos Aires advierten por qué estos socioecosistemas son vitales para la biodiversidad, y destacan la necesidad de su reconocimiento y cuidado.

Cada 2 de febrero, desde 1997, se conmemora el Día Mundial de los Humedales, siendo proclamado como fecha internacional por la Asamblea General de las Naciones Unidas en 2021.

Los humedales ocupan alrededor del 35% del territorio bonaerense, son reguladores hídricos, ofrecen refugio a diversas especies y beneficios productivos a las comunidades que los rodean.

Entre otras características, se destacan las siguientes por su importancia:

  • Amortiguación de inundaciones y sequías. Los humedales son reguladores hídricos, absorben el agua de las lluvias, y la filtran a través del suelo y la vegetación.
  • Hábitat para la diversidad biológica. Los humedales son hogar de un gran número de especies autóctonas y refugio para especies migratorias o amenazadas.
  • Mitigación y adaptación al cambio climático. Los absorben y retienen grandes cantidades de CO2, ayudándonos a mitigar los gases de efecto invernadero.
  • Mejoramiento de la calidad del agua. Los humedales retienen y almacenan agua, disponible para el consumo y la producción. Sus filtros naturales eliminan posibles sustancias tóxicas de los cuerpos de agua.
  • Provisión de alimentos, materiales y medicinas. Los humedales generan gran producción de plantas, animales y minerales que son utilizados por la población.
  • Protección contra tormentas. Los humedales costeros sirven como línea de defensa contra las tormentas, reduciendo el impacto de las olas sobre las comunidades cercanas.
  • Educación, recreación y turismo. La belleza natural y la diversidad biológica de los humedales los convierten en un destino ideal para el desarrollo de economías regionales y en sitios de relevancia para actividades de Educación Ambiental.

Acciones por los humedales bonaerenses

En tanto, desde la cartera provincial que conduce Daniela Vilar, se llevan adelante distintas líneas de trabajo y políticas públicas para el cuidado, la conservación y el uso sostenible de los humedales.

Entre otras acciones, se destacan el Programa Provincial de Humedales, una herramienta fundamental para identificarlos, ponerlos en valor e incorporarlos de manera integral a la gestión de nuestros territorios.

Además fueron presentadas distintas etapas del Inventario Provincial de Humedales, para construir políticas de conservación partiendo de diagnósticos certeros, y se publicó el primer Manual de Humedales Bonaerenses, una herramienta para la concientización y sensibilización de la ciudadanía sobre su importancia ecosistémica.

En la provincia de Buenos Aires hay humedales de aguas dulces o salobres, relacionados con la cercanía al mar o salinas, o a ríos, arroyos y lagunas.

El Delta bonaerense y la Bahía Samborombón conforman continuos de humedales asociados a la desembocadura de los ríos más grandes de la provincia, como son las del Paraná-Plata y Salado-Samborombón. En la provincia hay una gran diversidad de ecosistemas de humedales de agua dulce, donde es posible observar, entre la vegetación típica como juncales y pajonales, una gran variedad de fauna especialmente adaptada a estos ambientes, como los junqueros, cuervillos, patos, garzas, cigüeñas, flamencos, ranas, escuerzos, caracoles, coipos y carpinchos, entre los más conocidos. (DIB) Ana Roche