El Centro Vasco Euskal Sustraiak celebró ayer sus 25 años de vida

Con un acto en la vereda de la institución

Se escucharon palabras de su presidenta, Susana Echaide, y de Haydeé Merino, quien fue integrante de la comisión fundadora de la entidad.

Ayer en horas de la tarde, el Centro Vasco Euskal Sustraiak festejó sus 25 años de vida con diferentes actividades realizadas en la vereda de la institución. El encuentro fue compartido por una importante cantidad de personas quienes disfrutaron de un grato momento. También se escucharon palabras de su  presidenta, Susana Echaide, y de Haydeé Merino, quien fue integrante de la comisión fundadora de la entidad.

“Del año 1998 data el Acta Nº1 realizada un 15 de mayo de ese año y hoy, después de 25 años, homenajeamos a estos hombres y mujeres que se unieron para llevar adelante esta institución cuyo objetivo es difundir, preservar y transmitir la cultura de la colectividad vasca en nuestra comunidad”, señaló Echaide antes de destacar “el enorme esfuerzo realizado para tener nuestra propia sede y el trabajo incansable de todas las personas que han pasado por ella para mantenerla con vida llevándola adelante con alegría y orgullo”.

Agradecimiento

Por su parte, Haydeé Merino expresó: “Simplemente, como integrante de la primera comisión del Centro Vasco que organizáramos, de corajudos nomás, hace 25 años, quiero agradecerles no solamente a las personas que nos acompañaron en ese momento, sino también a la gente del barrio porque es muy lindo que quienes comparten esta zona de Trenque Lauquen sigan acompañando a esta institución que tanto nos costó hacerla y que hoy, para satisfacción de todos (de los que están ahora y de los que estuvimos) vemos que sigue adelante”. “Eso es lo importante en una institución porque eso hace que a uno lo entusiasme seguir colaborando porque quiere decir que la gente que está sigue en lo mismo que hicimos quienes empezamos, luego quienes vinieron detrás nuestro y también quienes están hoy. Y eso es lo que tenemos que inculcar a los chicos”, expresó.