“Doy gracias a Dios que estamos todos con vida”

El testimonio de Majo Moyano luego del incendio en su vivienda

La vecina recordó el difícil momento que le tocó vivir junto a su familia el pasado domingo cuando un siniestro destruyó una de las habitaciones de su casa y provocó quemaduras en su nieta de tres años. Cómo colaborar con esta familia que hoy necesita del apoyo de la comunidad.

Luego del incendio que tuvo lugar el último domingo en una vivienda ubicada en la intersección de las calles Rivadavia y Chaumeil de Trenque Lauquen y que dejó como ingrato resultado a una niña con quemaduras en cara y cuello, y a un hombre con principio de intoxicación, además de severos daños materiales, La Opinión pudo dialogar con Majo Moyano, una de las moradoras de la vivienda donde se produjo este desgraciado hecho.

La vecina contó cómo se inició el siniestro, las funestas consecuencias del mismo y cuál es la necesidad que su familia tiene hoy luego de haber perdido mucho.

“Cada vez que hablo de esto veo a mi nietita entre las llamas”, recordó la vecina con la voz quebrada antes de agregar: “Gracias a Dios estábamos todos y todo fue rápido. Habíamos hecho pollo al disco porque acá somos muchos. En esta casa yo cobijo a mi hija con sus dos nenes y su pareja, tengo a mi hijo también separado que se estaba haciendo su vivienda al costado de mi casa, está mi nena de 15 años, mi hijo Andresito que cumplió 18 años y que está en silla de ruedas, mi pareja y yo. También le doy techo a un chico que sacamos de la calle y lo ayudamos a conseguir trabajo. Acá es así, donde comen 10 comen 20”.

El incendio

Moyano recordó: “Estábamos acá, había venido mi hermano, mi familia, mis sobrinos. Fue como a las 16 cuando ocurrió ésto. Mi hija estaba haciendo una torta, vino la nena de tres añitos llorando, mi nietito de un año también había empezado a llorar y mi hija no entendía qué pasaba. Entonces corre para la pieza y ve el fuego. En ese momento empieza a gritar ‘¡Se prende fuego la pieza! ¡Se prende fuego la pieza!’ Lo primero que hizo fue agarrar a su hija y sacar a los nenes. Personalmente me sentí desesperada porque hace mucho tiempo se prendió fuego mi casa cuando vivía en el Barrio FO.NA.Vi y fue como revivir eso, fue horrible porque ese día yo me quedé sin nada, sólo con lo puesto. Y ahora esa pieza grande donde yo los cobijo a todos es una pieza que hace más de un año que pude construirla luego de luchar a pulmón con gente que me ayudó y comprando materiales de a puchos para levantarla y darles a todos una mejor calidad de vida”.

Seguidamente, comentó: “Se empezó a prender fuego todo, agarró los colchones y las llamas se expandieron. Mi hermano y mi pareja intentaron ver qué se podía rescatar pero fue en vano porque el fuego ya había agarrado todo. Empezamos todos a tirar tierra y baldes de agua para contener el fuego hasta que llegaron los Bomberos que respondieron rápido. El trabajo que hicieron fue excelente al igual que el de la Policía que ayudó a contenernos porque todos estábamos muy nerviosos. También la ambulancia que se llevó a mi nietita, que tenía algunas quemaduras en cara y cuello, llegó rápido. Ayer (por el lunes) a mi nietita le dieron el alta y ahora tiene que curarse dos veces por día”.

Pérdidas

Consultada sobre las pérdidas que generó el fuego en su casa, ella comentó: “Se perdió todo: ropa, papeles importantes. Mi hijo estaba juntando un ahorrito para levantarse su pieza al costado de mi casa y se le quemó todo. Bolsones de pañales, todo completo. Lo bueno fue que no agarró la otra pieza. Ahora estoy juntando pintura y pasando lavandina en una parte del cielorraso y las paredes”.

Respecto de con qué puede colaborar la comunidad en este difícil momento, Moyano señaló: “La gente puede colaborar con colchones, sábanas, toallones porque se quemó todo. El Municipio respondió rápido, vino enseguida Cristina Ferster y les agradezco mucho. Mi hijo Andresito no puede estar acá porque tiene parálisis cerebral, displasia broncopulmonar, desnutrición crónica severa y asma crónico. Mi nieto de cinco años también sufre de asma. Así que me dieron un lugar en el Hogar ‘Cacho Cabrera’ en Barrio Parque y fueron todos para allá, yo me quedé en mi casa con mi pareja limpiando y cuidando el lugar. Me pusieron un volquete, saqué todo. Lo único que quiero es poder terminar y volver a estar con mis hijos. Extraño mucho a Andrés y a mis nietos”.

Agradecida

Por último, expresó: “Doy gracias a Dios que estamos todos con vida. Solamente fue esa parte, no agarró la cocina ni otro sector. Y estoy muy agradecida con la gente que realizó donaciones, también le agradezco a Karima Heim que vino con su grupo a ayudarme a limpiar, agradezco al Municipio, a los Bomberos, a la gente del Hospital, a la Policía y a los medios de comunicación. Estoy eternamente agradecida con todos. Voy a armar nuevamente la pieza y mis hijos y mis nietos van a estar otra vez conmigo. Sólo espero que mi nieta se recupere bien”.