Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
de Trenque Lauquen

En Pacheco 260

Un comedor ayuda a 46 chicos desde hace más de un mes

La propuesta ha tenido buena respuesta de parte tanto de niños de la zona oeste de Trenque Lauquen como de otros sectores.

Desde principios de diciembre en Pacheco 260 funciona un merendero a cargo de Cecilia Rossi y Silvina Bailón, que hoy trabaja con más de 40 chicos los fines de semana, dando esto un panorama del difícil momento que están atravesando muchas familias de Trenque Lauquen, en sintonía con lo que ocurre en el resto del país.
Se trata de un nuevo punto de apoyo para muchos vecinos de la ciudad que encuentran en lugares como estos, ya sean merenderos, comedores, centros religiosos o instituciones estatales, acceso a distintos tipos de alimentos, que en algunos casos son un apoyo a otras instancias de la comida del día y en otros se trata de buena parte de la misma.
Cecilia cuenta que la iniciativa surgió por impulso de otra vecina, que no continuó con la tarea, aunque ella y Silvina tomaron la posta. “Seguimos por la necesidad que vimos que había”, señala, agregando que el inicio fue con unos 20 niños pero actualmente concurren 46, siendo los primeros del sector propio del merendero, pero sumándose luego de otras zonas de la ciudad.

n Atención
Pero la tarea que lleva adelante este comedor no es nada fácil. “Es todo a base de donaciones”, cuenta Silvina, detallando: “Nos dan leche, facturas, hay veces en que nos donan masitas, jugo, chocolate, azúcar. A veces hacemos arroz con leche, ahora estamos viendo para poder hacer postres. Pero es todo a base de donaciones”.
En cuanto a los horarios, se explicó que por el momento el merendero atiende los sábados y domingos de 16 a 18.
Mientras que por otra parte se hizo referencia a que además se presta apoyo escolar, motivo por el que también se solicitan donaciones de útiles. Y otro punto que se abordó es el de una necesidad visualizada de calzado, destacándose que hay chicos que necesitan de este tipo de indumentaria.

n Panorama
Respecto al escenario social que palpitan actualmente, las vecinas señalaron que les resulta difícil contener la demanda que están teniendo a ellas solas. “Somos dos las que estamos por ahora y necesitamos colaboradoras que se quieran sumar, sin costo alguno, que sea todo ayuda, así como también vendrían bien aportes de productos. Lo que más precisamos es jugo o azúcar, porque la leche y las facturas son fijas”, remarca Cecilia.
En tanto, para describir parte de la situación general, la entrevistada aportó el dato de que en el lapso de los últimos 15 días se sumaron unos 26 chicos a la propuesta del merendero, un número realmente considerable.
A la vez, acerca del futuro, la idea por ahora es mantener el servicio solamente los fines de semana “por la cantidad de nenes que son y las pocas personas que trabajan en el merendero, aunque en realidad esto se había pensado para hacerlo todos los días”. A la vez que respecto a la asistencia, las entrevistadas marcaron percibir que se trata de chicos que son parte principalmente “de familias numerosas, de casas en las que por ahí viven diez o veinte nenes, y que por la economía tal vez no tienen lugar donde vivir y lo hacen con familiares”.

Más notas de la sección
Cargando...