Oops! It appears that you have disabled your Javascript. In order for you to see this page as it is meant to appear, we ask that you please re-enable your Javascript!
de Trenque Lauquen

Créditos UVA

Más de 200 mil familias podrían perder sus casas

Así se advirtió desde el Colegio de Martilleros bonaerense. Son unas 200 mil familias de la provincia que tienen créditos hipotecarios.

El presidente del Colegio de Martilleros bonaerense, Juan Carlos Donsanto, advirtió hace unos días que más de 200 mil familias bonaerenses que tienen créditos hipotecarios podrían “perder sus viviendas” por el alza de las cuotas a raíz de la inflación, y reclamó medidas para absorber parte de la deuda de esos préstamos.
“Si el 93% de los créditos se hicieron a través de bancos oficiales, esto se puede arreglar con un decreto o una ley que proponga el sector político”, indicó Donsanto y señaló: “Ahora estamos en época electoral y no va a pasar nada, pero después de las elecciones, los bancos, especialmente los privados, a no dudarlo, podrían comenzar a ejecutar las hipotecas y atrás de los 200 mil bonaerenses tomadores de crédito están también los garantes”.

n Inflación
El Colegio de Martilleros y el colectivo Hipotecados UVA-PBA, junto a legisladores y expertos del sector inmobiliario, realizaron un encuentro provincial, que analizó medidas para solucionar la acuciante situación de los deudores hipotecarios. Y la dirigente Débora Villalba, de Hipotecados-UVA, señaló que “con una inflación que desde 2016 no baja del 40 por ciento y amaga con sobrepasar largamente el 50 por ciento este año, se hace insostenible el cumplimiento de las obligaciones crediticias de los deudores”.
Donsanto además señaló que “pareciera que al gobierno no le interesa esta situación y no la atiende, aun cuando más del 90 por ciento de los créditos provienen de bancos oficiales”. “Lo que sucedió es que estos créditos funcionan en países desarrollados con una economía y precios estables, y en nuestro país le prometieron a las familias que la inflación no superaría el 12%, cuando en los últimos dos años llegó al 50%, haciendo impagable los créditos”, agregó.
Por último, el referente sostuvo que “la gente entró a los créditos porque el gobierno le decía que la inflación no superaría el 12% y ahora no puede hacer frente a las cuotas, entonces si el gobierno es parte del problema, podría ayudar condonando parte de la deuda y buscar una solución de fondo”.

Más notas de la sección
Cargando...